Envíos a España peninsular gratis a partir de 75 €

Compresas de tela reutilizables de algodón

Mostrando 1–18 resultados de 20

Principales usos de las compresas reutilizables

Las compresas reutilizables son una alternativa ideal a sus primas las desechables tanto para la recogida de la sangre menstrual como en casos de incontinencia.

Las compresas de tela nüshu son suaves, cómodas, transpirables e impermeables.

No todos los días del ciclo tenemos la misma cantidad de flujo ni la misma intensidad de sangrado. Así pues, es ideal que tengas varios modelos según las necesidades de cada momento. Los primeros y últimos días puedes tener menos cantidad de sangre y quizás con un salvaslip ya tengas más que suficiente. Mientras que los días más fuertes es probable que necesites una compresa de tela mayor y con mayor capacidad de absorción. O quizás utilices algún otro método de recolección de la sangre como la copa menstrual o las esponjas menstruales y puedes estar todo el ciclo combinando este método de recolección y un salvaslip de tela. Todos estos modelos son ideales tanto para la menstruación como para casos de incontinencia, postpartos o postoperatorios.

Compresas de tela para la incontinencia

Hay diversas situaciones en la vida que pueden tener como consecuencia la incontinencia. Mientras tratamos la afección con un profesional no hay necesidad de sufrir las incómodas molestias causadas por mojar las braguitas (o los calzoncillos) ni tener que utilizar salvaslips desechables que causan picores, rojeces o infecciones por los materiales de los que están hechos.

En nüshu te traemos un amplio catálogo de salvaslips y compresas de tela para incontinencia, desde el tangaslip hasta la compresa de tela gigante, tu situación está cubierta con nosotras. Y no nos olvidamos de los hombres, con el salvaslip reutilizable masculino también puedes protegerte de la incontinencia masculina de forma sostenible y cuidando tu piel.

Compresas de tela para la menstruación

Desde hace unas pocas décadas, las compresas desechables se han apoderado del mercado y se presentan como la opción principal para las personas sangrantes. Pero en nüshu recuperamos y adaptamos el conocimiento ancestral a los tiempos modernos, porque las compresas de tela para la menstruación son la mejor opción en los días de sangrado. La mejor opción para nuestra salud e higiene íntimas y la mejor opción para el planeta.

Las compresas de tela reutilizables están hechas con materiales sostenibles, impermeables y transpirables para evitar los picores, alergias, infecciones y molestias causadas por las compresas de un solo uso. Durante la menstruación necesitamos elementos que nos ayuden a sentir más cómodas, las compresas de tela son ese accesorio que ayudará a que tu menstruación sea más confortable.

Cómo se ponen las compresas de tela ecológicas

Las compresas de tela de algodón reutilizable se colocan sobre la parte interior de la braguita y se sujetan mediante un botón de “clic” libre de níquel. No hace falta usar colas para que la compresa no se mueva.

Para utilizar las compresas de tela debes tener en cuenta que no puedes utilizarlas por ambos lados. La parte de la compresa de tela que está en contacto con la vulva es la capa de franela. La identificarás porque es mucho más suave, también porque está lisa (no tiene estampado) y porque tiene una costura que une las capas de absorción que hay en su interior.

Éstas son las capas que componen una compresa de tela:

  • La capa de la compresa de tela que está en contacto con la vulva es franela de algodón 100%, un tejido muy suave y agradable que no creará rozaduras ni irritaciones en tu piel.
  • Según la absorción, cada compresa de tela tiene distintas capas interiores que también son de algodón 100%. Éstas absorben la sangre, el flujo menstrual o las pérdidas de orina de manera eficaz y uniforme.
  • Además, en el interior de la compresa reutilizable encontramos un tejido laminado muy innovador que le da impermeabilidad haciendo así que la sangre no traspase y evites fugas y manchas. Este tejido también otorga transpirabilidad, que nos ayuda a sentirnos secas y que no proliferen hongos, cándidas y otras infecciones o bacterias.
  • Finalmente encontramos una tela estampada que le da un toque alegre a tu menstruación con colores vivos y divertidos. Esta capa de la compresa de tela es la que va en contacto con las braguitas. Elige la que más te represente y alegra los días de sangrado con personalidad y color.

Todos los tejidos de la compresa de tela llevan certificado OEKO TEX® 100 que verifica que no existen sustancias nocivas para la salud ni en el tejido, ni en las fases de la fabricación del producto, haciendo de las compresas de tela una alternativa perfecta para vivir tu menstruación de forma saludable, segura y sostenible cuidando tu piel y el planeta.

Disfrutarás de tu sangrado menstrual sin picores, alergias, infecciones ni molestias y descubrirás que las compresas de tela manchadas de sangre no huelen mal.

Cómo limpiar y lavar las compresas de tela de algodón orgánico

El primer paso para limpiar las compresas de tela de algodón es dejar un barreño en el baño durante la menstruación, para poder dejarlas en remojo.

Al quitarte la compresa de tela, déjala reposar en el barreño en agua fría (nunca caliente, que fija el color de la sangre al tejido) y la sangre poco a poco, se va desprendiendo del tejido. Puedes añadir al agua unas gotas de aceite esencial de árbol del té, ya que es antibacteriano y antifúngico.
Después de dejar que la compresa reutilizable repose en el agua un rato, límpiala a mano con jabón neutro sin frotar muy fuerte, quítale el exceso de agua y tiéndela al sol para que seque por el día siguiente.

Una vez finalizada la regla, puedes lavar todas las compresas menstruales que hayas utilizado en la lavadora con el resto de la ropa hasta el próximo sangrado.

El tejido impermeable del interior no acepta temperaturas muy elevadas, por eso nunca laves las compresas de tela a más de 30ºC, ni las pongas en la secadora o planches.

Una vez finalizado el sangrado y las compresas de tela estén limpias y secas, guarda tus compresas desplegadas en un neceser, bolsita o cajita para que no se llenen de polvo o se ensucien, hasta el siguiente sangrado!

El agua con sangre del barreño, ¡puedes utilizarla para regar las plantas! Tiene muchos nutrientes y es una pena tirarla.

Para sacar las manchas de las compresas de tela más rebeldes, existen varios remedios, desde los más tradicionales como el agua oxigenada o los rayos de sol (que además tienen función antibacteriana) hasta los más modernos como el percarbonato u otros quitamanchas del mercado. Pero el método más efectivo de todos es aprender a amar las manchas, ya que son tuyas, de tu sangre menstrual y, al fin y al cabo, volverás a manchar las compresas de tela en unos días.

Primer uso de las compresas de tela reutilizables

Una vez recibas las compresas de tela en casa, lávalas, aunque en el taller de nüshu vigilamos todo el proceso, no podemos saber en qué almacenes han estado los tejidos ni quién las ha podido tocar antes que tú. Este lavado inicial de las compresas reutilizables puede ser a mano o en la lavadora, nunca a más de 30ºC y no las pongas en la secadora ni las planches.

¿Dónde están hechas las compresas de tela nüshu?

Las compresas de tela nüshu están fabricadas en España. Concretamente en un pueblo de la costa catalana, en Canet de mar. Una a una han sido confeccionadas de forma artesanal con materiales de calidad y de proximidad.

Es muy importante para nosotras la huella que dejamos al planeta en el proceso de producción y es por eso que las materias primas (hilo, tejidos, botones, …) las herramientas y los packagings son de proximidad.

Al seguir un proceso tan artesanal, cada compresa de tela es única y diferente del resto y puede que varíen ligeramente en tamaño y en forma respecto a la de la imagen.

Su gran calidad y dedicación en la producción las hace duraderas y resistentes, así que te pueden durar más de 3 años.

Son veganas y libres de maltrato animal. Te sorprenderá su capacidad de absorción a pesar de lo finas que son.